Institución / Comisión Directiva
contacto
   
 

 
 

Tranqueras adentro y afuera

Francisco Bourdieu: la importancia de la acción gremial para la defensa del trabajo en el campo

En esta zona nuestra familia es relativamente nueva, hace 11 años decidimos instalarnos en Lobos luego de vender nuestro establecimiento productivo originario en La Carlota, provincia de Córdoba.

 

El conflicto del campo con el gobierno, en el año 2008, fue el punta pie inicial de mi participación en la Sociedad Rural de Lobos, cuando el ex presidente, Jorge Etcheverry, me invitó a ser parte de la Comisión Directiva. En ese momento, sentí la necesidad de reunirme y devolverle a las instituciones vinculadas con el campo el apoyo que me brindan. Al principio, entrás con ganas de cambiar todo y con empuje para hacerlo. Cuando terminó el conflicto se fueron diluyendo esas expectativas por la vuelta al trabajo, el acompañamiento del clima y los precios. En general, los productores se olvidan de la coyuntura externa y el deber de trabajar el gremialismo constantemente.

 

En la actualidad esta situación está parada. La primer razón es que el agro es un espacio amplio y diversificado, donde hay varias figuras. Los productores genuinos no siempre se reflejan en la rural, ya que les cuesta participar. Desde hace un tiempo, nuestra entidad busca integrar a todos los que trabajamos en el campo. Es necesario que se involucren en las instituciones, porque del trabajo también forma parte la tarea que se realiza tranqueras afuera. En realidad, nuestra gran batalla está en el Congreso, las elecciones y las políticas de estado, que en definitiva definirá nuestra economía.

 

Permanentemente el agro tiene que dar explicaciones de todo su accionar al público en general y en este sentido, la Sociedad Rural tiene que hacer docencia. En el medio se encuentra la comunidad, a la que le llegan mensajes de todos lados. Por ejemplo, te encontrás con un ferretero o un playero que saben a que te dedicás y te preguntan sobre el enfrentamiento que mantiene el Estado.

 

El futuro institucional y político

 

Es extraordinario la reacción que generó el Ateneo Juvenil de Lobos en la institución y fue instántaneo el reflejo de la necesidad que había de unirse, en pos de un objetivo en común. Con esta iniciativa se evidenció la posibilidad de tener recambios y nuevos dirigentes en nuestra Comisión Directiva. No sólo se involucraron personas vinculadas con el campo, sino que hay miembros que se dedican a otro tipo de actividades. Tanto los jóvenes como los más grandes nos sentimos respaldados.

 

Del futuro inmediato, espero que todos los argentinos entendamos qué pasó durante estos último diez años, que tengamos memoria y sepamos elegir nuestros próximos gobernantes, construyendo un país federal a largo plazo. Donde a las provincias y municipios le llegue el dinero que les corresponde, para hacer las obras necesarias.

 

     
"No tuve el placer de ver ninguna residencia con políticas activas hacia el campo. Siempre se nos saca para apagar otros "incendios". No se tiene en cuenta que tendría que haber una planificación, con objetivos de crecimiento y mayor productividad."
 

 

No tuve el placer de ver ninguna presidencia con políticas activas hacia el campo. Siempre se nos saca para apagar otros "incendios". No se tiene en cuenta que tendría que haber una planificación, con objetivos de crecimiento y mayor productividad. Los gobiernos no miran este lado, sólo piensan en hacer política con nuestro dinero y no construyen nada. Por esta razón, tenemos problemas de educación, mayor pobreza y una infraestructura que es un desastre. La producción ha crecido rápidamente pero no se refleja en la infraestructura. Los aportes de los productores se hicieron desde el fondo sojero hasta retenciones. No se derramó nada a la sociedad. Hay que arrancar de cero y seguir para adelante.

 

En la Sociedad Rural de Lobos formo parte de la Subcomisión de caminos viales y allí estamos enfocados en solucionar la intransitabilidad de los caminos rurales. Llegar al punto de desastre, nos despertó las ganas de solucionar esta problemática. Conocemos la situación y queremos asegurarnos que los fondos económicos se destinen a estas obras. Mientras tanto, la Rural sigue haciendo sus actividades y dice lo que tiene que decir.

 
 
 
 
        l